sábado, 4 de septiembre de 2010

Stephen Hawking VS D-s: ¿Con cuál me quedo?


¡Pero qué sensación ha causado Stephen Hawking en la blogosfera liberal! Ni que fuera Angelina Jolie. Tanto en Cuaderno de Arena como en Ideas para confundir, hay entradas sobre el  señor ese. Y ahora le toca a Violente, pero como no soy economista ni astrónoma, ténganme paciencia porque enfoco las teorías "hawkianas" desde el punto de vista de la fe.

Esta semana, Stephen Hawking ha declarado que Tata D-s no creó el universo, que éste surgió de la nada. La comunidad del mundo occidental  se ha quedado boquiabierta, atrapando moscas y admirando la sapiencia del profesor Hawking.

Yo no me admiro. Considero que la comunidad científica está compuesta, en su mayoría, por palurdos inútiles y obtusos que sirven intereses malévolos. Así que no  me parece que lo que diga Hawking sea una verdad ni absoluta ni parcial. Nunca he compartido las posturas ateas  de quien ni siquiera me inspira lástima, porque es tan celebre y millonario, que hasta se dio el lujo de patear a la mujer y cambiarla por la enfermera. La terrible enfermedad que sufre es el impuesto  que D-s le exige a Don Stephen por toda su fama y fortuna. Algo que un ateo nunca comprende es que, al margen de si crea o no en la existencia de un Ser Supremo, éste lo protege, pero  le pasa la cuenta.

Pero vamos a las teorías  “hawkianas” que expone  o al menos se cree que expone, en un libro que todavía no esta a la venta. El físico determina que D-s no hizo el mundo, que éste brotó espontáneamente de la “nada”. Primero, que no he presenciado todavía una creación “espontanea”, segundo que a mi me enseñaron que nada sale de la nada, por lo tanto ésta es un principio estéril.

Sin embargo,  me quedé pensando en ese concepto de  “Nada”. ¿No será un seudónimo tras el cual se esconde el Señor?  Ulises usaba el nombre de “nadie” y aun así le sacó un ojo al ciclope. Bien puede la “Nada hawkiana” ser una cortina de humo divina.

El problema de los humanos, y ahí ase demuestran nuestras pueriles limitaciones, es que insistimos en pensar en la Divinidad como una  entidad palpable. D-s es mucho más que eso. Está por encima de definiciones y restricciones físicas. Yo lo reafirmo todos los días en mis oraciones. Ein lo d'mut ha-guf, v'ei-no guf “. No tiene cuerpo ni nada que se asemeje a una forma corpórea.

A los ángeles les es posible adquirir formas humanas. El espíritu de D-s, su “ruach”, puede entrar dentro de un humano, como ocurrió con los profetas, como creo que ocurrió con Cristo. Pero el Todopoderoso es demasiado grande para encarnarse en algo tangible. Esa ha sido mi discrepancia con el cristianismo, a pesar de todo el respeto que tengo por esa religión.

D-s  es el principio de todo, el Gran Logos. El Caos que precedía al mundo de los griegos, es incluso la “Nada” de Hawking. Así que lo que diga ese señor es inconsecuente. Pero sus admiradores, y los que quieren vender su librito, se esmeran en crear polémica y en recordarnos que Hawking no ha negado la existencia de un dios. Solo cree que El no tuvo nada que ver con la génesis del universo ni nada que ver con su funcionamiento.

Soy una pobre ignorante. Me colgaron en física en la secundaria, pasé raspando biología, pero tengo conciencia de que D-s existe y que es bueno, aunque a veces lo esconda. Mi fe no nace de ecuaciones matemáticas  ni experimentos de física. Es cuestión de instinto y no puedo ni probar ni contagiar mi fe a los que no la tienen

No hay razón para no creer que D-s  fabricó un universo armónico y perfecto que nos entregó como los padres a veces regalan lindos juguetes a sus hijos. Lo que los hijos hagan con los juguetes es otra cosa.

Yo arrendé este departamento hace seis años, compré los muebles y la línea blanca, lo decoré a mi gusto y llené de cosas que me representan. Luego me enfermé y mi trabajo me impuso nuevas responsabilidades que me hace imposible el quehacer domestico. Por eso, otros se encargan de esas tareas. Hay una persona que cocina, lava, limpia, responde el teléfono y la puerta, hace las compras, trae gente a que repara desperfectos  y hasta paga mis cuentas. En broma, yo digo que ella es la “dueña” de la casa. Todo funciona de acuerdo a sus hábitos y dinámica. Pero la plata con la que se paga todo sigue siendo mía. Todavía soy yo quien decide los menús, la compra de muebles y otras medidas que sólo yo como dueña de mi universo, puedo tomar. 

Más o menos así marcha el mundo para mí. D-s  permite que el universo funcione por si solo, que la naturaleza cumpla con  sus leyes, ritos y ciclos, y que los humanos manejemos nuestra existencia de acuerdo al libre albedrio. Él observa todo e interviene cuando cree que deba hacerlo. No está “arrinconado” por la Ciencia como opina Hawking. Ni veo por qué debe haber un conflicto entre ciencia y religión.

Los hombres hicieron las religiones para poder dialogar con  D-s.  A algunos la religión todavía los lleva a ese encuentro, a pesar de las dudas que científicos pongan en sus cerebros. Otros no tienen esa suerte, y convierten a la ciencia en su religión. Pero la comunidad científica vive de teorías, y “teoría” no es sinónimo de verdad. ¿Cuántas teorías científicas no han sido desbancadas por los mismos colegas de quien las emitió por primera vez?

He encontrado my curiosa la nota de José Manuel Nieves en ABC. Más que
citar a Hawking, Nieves pone interpretaciones propias, eleva y responde preguntas. Es como si tuviese dudas personales y tratara de auto convencerse, a la vez que defiende a Stephen Hawking a capa y espada. Por ejemplo, dice que si D-s creo el mundo hace más de 14 mil años, ya no tiene valor como figura, puesto que se ha desvinculado del quehacer humano. Afirmación bastante improbable. Pero mejor me remito a unos de mis Midrashim predilectos (Midrash Braeshit Raba (VaYatsei): 68.1.4:)

Según los rabinos talmúdicos, D-s creó el universo, galaxias, constelaciones, ángeles, demonios y otras formas de vidas menores, en seis días y descansó en el séptimo. Pues una matrona romana le pregunta al Rabino Yossi  Bar  Chalafta en qué se ha estado ocupando el Todopoderoso desde entonces. A lo que el rabino le responde:
“D-s está ocupado uniendo enamorados.”

La verdad es que D-s, el Gran Casamentero, tiene más trabajo tratando de guiar nuestra vida que ocupándose de climas y universos interplanetarios  que a la larga se manejan solos. Por eso  sus intervenciones son tan sutiles que se escapan al cerebro de los científicos. Sólo las vemos los depositarios de sus milagros. Un terremoto den Nueva Zelandia derribó cientos de casas, atrapando a sus habitantes, pero no hay un solo muerto. ¿Cómo explica eso el Profesor Hawking?  Los milagros, como el amor, no nos llegan de parte de  la ciencia.

Y dejo la palabra final a esta excelente entrada en el blog de Santiago Collado, de Religión en Libertad.

16 comentarios:

Blanch dijo...

¿De la nada?

Y qué pasó con aquéllo de:

"La materia no se crea ni se destruye, sólo se transforma".

Luis H Arroyo dijo...

Hummmm pero no sabemos nada de D--s, salo que somos capaces de concebirlo.
¿nos guiará él en ese pensamiento? Lo que no entiendo es porqué es bueno "liberarse" de él. La orfandad nunca ha sido buena. El hombre sin dios no puede sostenerse. El científico que descubre leyes del universo, ¿se siente mejor si piensa que esas leyes están ahí por azar? Me extraña enormemente. Primero, porque unas leyes tan complejas no es creíble que vengan del azar. segundo, por que debe ser más satisfactorio pensar que una inteligencia las diseñó para que tú las descubrieras.
Tan sensato es pensar eso como lo contrario.
No, no me parece liberadora la muerte de D--s, que ya ha muerto infinidad de veces desde el siglo XVIII. Me parece liberadora la caída del poder temporal de las iglesias, pero eso es otra cosa, no hay que confundir.

Violante Cabral dijo...

Contradicciones de cietíficos, querida Blanch. Tal como los políticos, creen que esees su derecho divino.

Violante Cabral dijo...

Mm, no se necesita saber mucho de una persona para quererla ¿No? Lo mismo ocurre con D-s, es una cuestión de instinto. Lo importante es que Él sepa todo de nosotros.

Otro problema de la gente es que confunden a D-s con iglesias y credos. Las religiones las crearon los hombres como peldaños hacia la Presencia Divina. No niego Revelaciones, ni digo que D-s desapruebe algunos dogmas y leyes, pero fueron establecidos por el hombre y por lo tanto pueden a veces estar errados.

Nietzsche dijo “D-s esta muerto”, pero al final el que se murió fue Nietzsche. Es como cuando nos enojamos con alguien, lo “matamos” con el olvido e indiferencia, llegamos a creer que no existe, pero sigue viviendo y riéndose de nosotros.

Vicente Olazaran dijo...

Tratar de demostrar la existencia de Dios mediante la ciencia es como tratar de medir distancias con un termómetro.
Hawking dice que todo se puede explicar con las leyes de la física y por lo tanto Dios no es necesario.
¿Y las leyes de la física aparecieron por generación espontánea?. Nada es menos azaroso que las leyes de la física.
Como dijo Einstein: "Dios no juega a los dados".

Vicente Olazaran dijo...

Disculpa mi ignorancia ¿Por qué escribes "D-s" en lugar de "Dios"?

Violante Cabral dijo...

Pues ahora dicen que Einstein se refería a D-s figurativamente. Que era una "metáfora".
Lo de abreviar el nombre del Creador es una costumbre que me viene de la escuela judía (como el no bloguear en sábado). Uno no escribe completo el nombre como una manera de mostrar respeto hacía Él.

Ruy dijo...

"Considero que la comunidad científica está compuesta, en su mayoría, por palurdos inútiles y obtusos que sirven intereses malévolos"
No es la primera vez que me llega esta idea.Se duda de la honestidad
de la "cumunidad científica",a mi entender con mucha razón, por toda la carga monetaria que lleva consigo;los oscuros intereses que sirven,y el cúmulo de teorías que nos venden como soluciones de todos los males, cuando día a día sumen a la humanidad en crueldades y abismos aterradores.
Cada día estoy más agradecido al Padre"Porque ocultaste estas cosas a los sabios e inteligentes y se las revelaste a los pequeñuelos".
Como Luis, tampoco se me alcanza por qué ha de ser bueno liberarse de Dios,cuyos"resultados" están a la vista, y sustituirlo por inventos de criaturas de vida efímera.
Gracias, Violante por tu confesión valiente, tan clara y tan firme.

Violante Cabral dijo...

Pues agradezcamoselo a D-ito que me iluminó y ayer me regaló una alegria tan grande que no me cabe en el cuerpo

Crispal dijo...

El ateísmo es una religión que, como cualquier otra, parte de una verdad de fe indemostrable: la no existencia de Dios. A partir de ahí crea todo un sistema de ritos, normas, profetas, sumos sacerdotes, etc., encaminados a difundir su verdad indemostrable. Porque que yo sepa no se puede demostrar la no existencia de algo ¿verdad? Claro, ellos dicen lo de siempre, que la carga de la prueba está en los creyentes, que debemos demostrar la existencia del Creador. A mí como creyente, ya hace mucho tiempo que estas discusiones me parecen estériles. Se basan en actos de fe, no en nada racional.

Violante Cabral dijo...

Eso es lo que yo me pregunto. ¿No qué no se podían probar negativos?
No concuerdo en que el ateismo sea una religión, a pesar de que Occidente está empeñado en darle ese estatus. Es como decir que si uno no milita en ningún partido politico, entonces tiene que formar uno propio "El Partido Apolitico".

Crispal dijo...

Bueno, Violante, para mí es una religión (o antirreligión si lo prefieres) en el sentido que digo, que se fundamenta en un acto de fe, la no existencia de Dios, igual que el Judaísmo o el Cristianismo se fundamentan en un acto de fe contrario: la existencia de Dios. A partir de ahí lo que quieras. ;-)
Pero uno ya va teniendo una edad que le permite dudar de la ciencia y sus contradicciones, aunque eso es otra historia, la verdad.

Violante Cabral dijo...

Mm, dejemoslo en antirreligión entonces.
En cuanto a Ciencia o ciencias, ya nadie les cree

Vicente Olazaran dijo...

Quedé como rey contigo. Mensaje en Twitter:
.
FcoSalinasB @vicenteolazaran oye un 7 tu hallazgo, ah. Me refiero a "protocolos gatunos".
about 1 hour ago vía web en respuesta a vicenteolazaran

Violante Cabral dijo...

¡Te pasaste! gracias. Aunque a la Violante también hay que darle credito ¿No?

Vicente Olazaran dijo...

ja ja, claro que si. Yo sólo descubrí el diamante